Una joven de Slytherin se va de casa por que su familia es de Gryffindor

La historia comienza con Alejandra Hidalgo, de Monterrey. Alejandra es una chica de apenas 23 años, que pertenece a la Casa de Slytherin y tiene la enorme suerte de estar en una familia de Potterhead, aún así tiene un gran problema: Todos los miembros de su casa son de Gryffindor.

Por tal suceso, la joven Alejandra decidió irse de casa este 25 de Diciembre ya que al subir fotos a su instagram, se avergonzó de que se viese tanta simbología de Gryffindor.

Lo curioso viene cuando la joven de Slytherin acaba de contratar a una familia postiza que si son de Slytherin, para celebrar la noche vieja con ellos y poder estar orgullosa de subir las fotos de una noche vieja llena de Mortífagos.

Familia de Potterhead: Exigencias contratadas.

Ya que Alejandra puso el dinero encima de la mesa, exigió una serie de condiciones a su familia postiza, las cuales vamos a revelar:

  1. Todos con túnicas negras y verdes.
  2. Deben de llevar en su antebrazo la marca tenebrosa.
  3. Deben de saber realizar las 3 maldiciones imperdonables.
  4. Les tiene que servir la cena y hacer las fotos un Gryffindor vestido de Elfo Doméstico.
  5. Que haya un cuadro muy grande del Señor Oscuro.

Al parecer solo una familia nicaragüense que reside en Monterrey le ha podido dar las exigencias que Alejandra pedía a esta Familia de Potterhead.

La familia de Alejandra hizo las siguientes declaraciones:

No entendemos nada, no entendemos por que Alejandra ha llevado todo hasta este punto, al entrar a su habitación vimos un diccionario de Parsel y el manual para abrir la cámara de los secretos, estamos anonadados.

Por su parte, Alejandra no ha hecho ningún tipo de declaraciones, la última vez que se la vio fue haciendo las diferentes pruebas a las familias de Potterheads candidatas a ser su familia postiza y haciéndose un cambio de Look.

Comparte =)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba