Saltar al contenido

¿Por qué Hermione Granger no es una Ravenclaw?

Es fácil mirar a Hermione Granger y decir que debería haber sido una Ravenclaw. Después de todo, ella es la mejor de todas sus clases, está obsesionada con estudiar y con frecuencia se la describe como la bruja más brillante de su edad. Y es muy normal preguntarse por qué Hermione no es de Ravenclaw.

No obstante, a pesar de su éxito académico, Hermione Granger no encaja con Ravenclaw.

Pero… ¿Por qué Hermione no es de Ravenclaw?

La primera razón por la que no es una Ravenclaw se relaciona con un malentendido común sobre la Casa en sí. 

A pesar de lo que mucha gente cree, Ravenclaw no significa necesariamente buenas notas.

 La gente tiende a considerarla como la “casa inteligente” y asume que todos en ella están tan obsesionados con sacar las mejores notas, como Hermione. 

Pero el hecho de que seas inteligente no significa que saques buenas notas. 

Hay más de una forma de ser inteligente. Entonces, el hecho de que Hermione sea una buena estudiante no la convierte automáticamente en una buena Ravenclaw.

Pero si los académicos no son un buen Ravenclaw, ¿Qué lo hace? Según el Sombrero Seleccionador, perteneces a Ravenclaw “si tienes una mente preparada, / Donde los de ingenio y aprendizaje / Siempre encontrarán a los de su clase”. 

Mirando esta descripción, Ravenclaw se trata menos de obtener buenas calificaciones y más en creatividad y apertura de pensamiento.

Una mente lista es aquella que está preparada para tener nuevas ideas, ingenio no solo significa inteligencia. Es más, el creador de Facebook abandonó los estudios, bueno, más bien lo echaron.

El iba a la Universidad de Harvard, pero no terminó su carrera, oficialmente el creador de la red social más grande del mundo es una persona que no tiene estudios superiores. Como este caso, hay millones. Ingenio no es tener muchos estudios.

Por qué Hermione Granger no es una Ravenclaw

Esta vista del Ravenclaw está respaldada por el Ravenclaw más destacado de toda la saga: Luna Lovegood. Luna es más o menos la definición de mentalidad abierta y nadie puede dudar de su creatividad. 

Es cierto que Luna podría ser un ejemplo extremo de ambos rasgos, y es poco probable que la mayoría de los Ravenclaw alcancen su nivel de mente abierta y creatividad. 

Sin embargo, Luna sigue siendo el Ravenclaw en el que más se centran los libros, por lo que tiene sentido que ejemplifique los rasgos de Ravenclaw.

Por eso Hermione no puede pertenecer a la “casa azul”

Ahora, habiendo establecido lo que significa ser un Ravenclaw, se puede ver por qué Hermione no lo es. 

A pesar de toda su inteligencia, buena relación con los libros y las mejores notas, Hermione no es muy de mente abierta y puede ser rígida en su forma de pensar, y aunque mejora al final de la saga, fue clasificada a los 11 años, antes de todo ese crecimiento de carácter, de esa maduración. 

Un ejemplo de sus formas rígidas es cómo, especialmente en su primer año, sostiene que los libros y las figuras de autoridad tienen toda la razón y no deben ser cuestionados. 

Otro ejemplo es su reacción a Luna, descartando por completo sus puntos de vista y creencias. Tiene la mente tan cerrada que ni siquiera considera la posibilidad de que lo que Luna está hablando sea real.

No me malinterpretes. Esto no convierte a Hermione en una mala persona de ninguna manera. Todos tienen sus defectos y este es uno de los suyos. Además, como dije antes, ella se vuelve más abierta a medida que avanzan los libros.

 Sin embargo, este no es un rasgo innato de ella. Es algo que tuvo que aprender. Y es por eso que Hermione no encaja en Ravenclaw, ya que carece de su creatividad de pensamiento. 

Cuando también agrega su valentía y sus fuertes convicciones sobre el bien y el mal, que son rasgos inherentes de Gryffindor, entonces había incluso menos posibilidades de que terminara vestida de azul y bronce.