Saltar al contenido

Kappa, el Demonio Japonés de Harry Potter

La creatividad de la escritora británica creadora de los libros del joven mago huérfano, Harry Potter, se pone aún más en evidencia con sus criaturas pertenecientes a los animales fantásticos. Entre ellas es fácil encontrarse con seres fascinantes, tan maravillosos como grotescos. Un ejemplo de estos seres ficticios, es el Kappa.

¿Qué es un Kappa?

Básicamente, un kappa es un demonio japonés del agua de 1,30 m de altura, que tiene una apariencia similar a la de un mono con el cuerpo cubierto de escamas, las manos palmeadas y una singular depresión en la cabeza que está llena de agua. Este líquido en su cabeza es la fuente de la energía y fuerza de este demonio acuático.

Los lugares en los que habitan son de aguas poco profundas, como estanques y ríos donde espera pacientemente por cualquier persona del que pueda extraer su alimento favorito, la sangre humana.

La realidad es que estos seres no son muy astutos o listos, así que un ser humano puede seguir algunas estrategias para salvarse de morir a manos de un kappa.

Lo primero que puede hacer una persona, es lanzar un pepino con su nombre inscrito en él al demonio japonés y este de forma mágica no podrá atacarla.

Lo segundo sería tratar de confundirlo y hacer que se incline para que el líquido de su cabeza se derrame y pierda sus poderes, esto le permitiría escapar fácilmente a cualquiera mientras el kappa intenta llenar la cavidad en su cabeza con agua nuevamente.

Su clasificación del Ministerio de Magia de XXXX, compartiendo esta categoría con bestias como el erumpent, el Occamy, los Grifos, entre otros.

Algo de historia

Kappa

En 1926, el Fantasma de Nueva York reportó un kappa hallado en la costa occidental, siendo este su primer avistamiento americano. Los kappa, gracias a su extraña apariencia y su torpe habilidad para conseguir la sangre humana, han sido una fácil atracción en circos como el Arcanus.

En 1927, uno de estos demonios fue presentado como una rareza durante el tour de circos en París, Francia.

En la película de Animales Fantásticos se puede ver como, por accidente, Newt Scamander detecta la presencia de este demonio mientras intenta localizar a Tina Goldstein.

Su presencia física en esta escena fue planeada, pero al final se decidió no mostrarlo.

En 1993, el profesor Remus Lupin introdujo por primera vez a su clase de tercer año de Defensa Contra las Artes Oscuras, a los kappa como la tercera criatura que estudiarían.